¿Qué hacer en Fez, Marruecos?

Si te encuentras en Marruecos, específicamente en el noroeste del país, seguramente te preguntes qué hacer en Fez, una de las ciudades más llamativas y culturales que atraen el interés de los turistas. Siendo sinceros, podríamos pasar una semana completa en la ciudad y todavía tendríamos lugares que descubrir. Pero, si deseas conocer lo esencial, incluyendo actividades y establecimientos, quédate con nosotros.

Fez, Marruecos, ¿qué saber?

Antes de decirte qué hacer en Fez, retrocedamos un poco para conocer las nociones básicas del territorio. Marruecos es conocido como un país de amplia influencia cultural, sobre todo antigua, donde Fez, una de las cuatro ciudades imperiales, es su capital en este aspecto. Ubicada al noreste del país, siendo patrimonio de la humanidad, los recursos artísticos y arquitectónicos son sus principales fortalezas.

Así pues, encontrarás toda clase de monumentos y mezquitas usadas por los seguidores de la fe islámica, o madrasas, que son escuelas religiosas abiertas al público y museos para viajar en el tiempo. Actualmente Fez es una llamativa combinación entre arquitectura medieval y moderna, ofreciendo un repertorio estético que enamora a los amantes del arte.

visitar fez marruecos

No podemos olvidar mencionar a la gastronomía deliciosa, que se encuentra distribuida en diferentes restaurantes con excelente ambiente y buena música. Comercios de todo tipo para comprar recuerdos, calles estrechas, barrios laberínticos, pasillos interminables, casas antiguas y mucho más. En definitiva, ciudad con encanto con recuerdos que incluso traspasan los sentidos, recordando olores de cachimbas y sonidos.

¿Qué hacer en Fez, Marruecos?

Sin nada más que agregar en términos de información básica sobre la ciudad imperial de Marruecos, mencionemos las actividades y puntos de interés que convierten a Fez en el destino ideal para tus próximas vacaciones en el Mediterráneo.

Explorar Medina

Bienvenidos a Medina, conocida mundialmente como la zona peatonal más complicada de descifrar, pero increíble de experimentar, en todo Marruecos. Palabras mayores teniendo en cuenta que el país al norte de África posee encantadores barrios que son un laberinto interminable. No pierdas el tiempo entendiendo a Medina, porque no lo lograrás. En cambio, camina y descubre maravillas de la ciudad amurallada creada en el siglo XIII.

Visitar Fez el-Bali

Si quieres conocer las raíces de la ciudad, y descubrir los cimientos de las infraestructuras que conocemos hoy en día, te recomendamos visitar Fez el-Bali, casco histórico rodeado de preciosos monumentos arquitectónicos y bañado en artesanía tradicional árabe. Entre las actividades más llamativas, tenemos los talleres de cerámicas, que es uno de los puntos fuertes de la ciudad. Por cierto, las calles, como la mayoría de Fez, son indescifrables, es decir, un laberinto por naturaleza.

Mezquita de Al Quaraouiyine

Como mencionamos anteriormente, las mezquitas son símbolos de Fez y Al Quaraouiyine es una excelente alternativa para conocer los monumentos diseñados para adorar a la fe islámica. Se encuentra entre las infraestructuras antiguas que se mantienen en mejor estado, construida en el año 859 a.C, se encuentra abierta para todo el público desde el año 2016, cuando se aprobó el recibimiento general. Posee un jardín precioso que se puede observar y admirar desde el tejado de la mezquita, ideal para fotografías como recuerdo de Marruecos y Fez.

Conocer Medersa Bou Inania

Para llegar a Medersa, un instituto teológico para musulmanes de Fez, debes caminar desde la antigua Medina. No es difícil de encontrar, en cambio, se diferencia fácilmente del resto de las infraestructuras gracias a un diseño de minuciosa construcción con materiales de calidad que se mantienen en buen estado.

Y, si por fuera luce bien, espera ver el interior, que es de las maravillas más emocionantes de Marruecos. Paredes talladas en madera, arcos, paredes con materiales sofisticados y aulas ambientadas al más puro estilo musulmán. El patio trasero mantiene la misma sintonía de belleza y rugosidad.

qué ver en fez

Aprender en Bou Inania Madrasa

Entre las escuelas religiosas que esconde Fez, Bou Inania Madrasa tiene su encanto personal. Se trata de una infraestructura dedicada a los estudios musulmanes, abierto para el público en términos de turismo, con un origen de aproximadamente 6-7 siglos en el pasado. Una preciosa obra arquitectónica, considerada de las mejores de la ciudad.

Visitar la Curtiduría Chaouwara

Pocas casas antiguas en Marruecos destacan como curtiduría Chaouwara, una tradicional curtiembre donde se trabajan las pieles de la ciudad. El principal instrumento que se trabaja es el de zoco del cuero, que se puede oler a unos kilómetros de la zona. Tiene un origen remoto, aproximadamente desde la era medieval, cuando era uno de los talleres más importantes de la zona. Puedes pagar para ver a los encargados trabajar al momento y llevarte un buen recuerdo.

Caminar en los jardines de Jnan Sbil

Nos trasladamos a los jardines de Jnan Sbil, que se encuentran ubicados en cercanías de la muralla, pero en la parte exterior. La historia de los jardines se remonta a siglos atrás, cuando había ocupación en las tierras musulmanas. Sin embargo, hoy en día es un lugar tranquilo para pasar el rato, disfrutar de una preciosa puesta de sol, caminar con amigos, tomar fotografías y llevarse un buen sabor de boca de Fez.

Suele ser el lugar por excelencia para tomarse un merecido descanso de la hiperactiva ciudad, con todos esos negocios bulliciosos. En parte gracias a la tranquilidad que desprende, y otra por los recursos naturales de gran belleza sensoriales que posee, como las plantas de eucalipto o cítricos, que huelen de forma exquisita. También presenta un lago donde las aves suelen bañarse y las personas aprovechan para pasear en botes de madera en la escena más romántica posible.

Acercarse al funduq al-Najjariyyin

Fez, en Marruecos, es sinónimo de artesanía, y este museo en la ciudad es la muestra. El principal recurso que se trabaja es la madera, de hecho, la infraestructura principal se encuentra tallada a mano de este material. Posee patrones de diseños llamativos, mosaicos preciosos y florales que enamoran inmediatamente.

cosas que hacer en fez

En general, tiene tres pisos, con varios puntos para conocer las diferentes infraestructuras diseñadas y que se alojan en el museo. De acuerdo a los registros de la ciudad, es el museo, al menos de madera, más antiguo de Fez. Te recomendamos admirar de cerca las esculturas de madera, los mobiliarios de madera, instrumentos musicales diseñados en madera, marquesinas de madera y puertas del mismo material.


Deja una Respuesta